redactar carta despido

¿Cómo redactar una carta de despido?

Una carta de despido bien redactada evita problemas legales y económicos a la empresa. La desvinculación laboral de un empleado es una de las tareas más ingratas. Por ello es fundamental cuidar las formalidades correspondientes a cada caso. Un despido sin notificación o mal notificado se puede convertir en un problema.

El despido es una decisión unilateral por parte del empleador. El Estatuto General de los Trabajadores (art. 52) establece que se debe presentar junto a la carta, el finiquito y la indemnización.

Contacta ya con tu abogado laboral

Rellena el cuestionario para que te ayudemos a encontrar a tu especialista en menos de 24 horas, de forma gratuita y sin compromiso. Solo compartiremos tus datos con nuestros abogados colaboradores (todos los campos son obligatorios).




Prioridad:



¿Qué es una carta de despido?

Se trata de la comunicación formal por la cual se da aviso al empleado del cese de su relación laboral, los motivos y la fecha de extinción. En la práctica, consiste en un documento oficial que se realiza por escrito de forma clara que puede servir como elemento probatorio en un futuro litigio.

¿Cómo se entrega?

Lo ideal es entregar en mano la carta de despido y solicitar la firma de recepción. De manera frecuente los empleados desvinculados se oponen a firmar el documento. Es preferible sugerir que lo hagan con la aclaración ‘a efectos de recepción, no conforme’ para que quede una copia.

Si el trabajador afectado insiste en su negativa se puede recurrir a dos opciones:

  • La diligencia testifical: una opción más incómoda que involucra a terceros. En ella se solicita a dos personas que firmen como testigos de la recepción de la comunicación por parte del empleado y su negativa a firmar.
  • Realizar el envío mediante burofax a la dirección última que haya sido registrada.

¿Qué debe contener una carta de despido?

El contenido merece toda la atención de la persona que la redacte, porque un error puede ser la herramienta más fuerte para caer en un despido improcedente. La notificación debe ser clara, específica y contener la siguiente información:

  • Nombre y datos de la empresa.
  • Datos del trabajador a despedir: nombre, DNI, puesto que ocupaba en la empresa.
  • Objetivo de la carta: se expresa con total claridad y respeto el fin de la notificación que es finalizar con el contrato laboral, de manera que no se preste a ninguna confusión.
  • Motivo del despido: razones por las cuales el empleador toma la decisión. Causas objetivas (no dependen del trabajador) o disciplinarias. Es importante dejar claro el motivo, aunque no es necesario aquí acompañar de pruebas.
  • Fecha de entrega de la carta de despido.
  • Fecha en que se hace efectiva la desvinculación. Si no se respeta el periodo de preaviso legal es obligatorio pagar esos días.
  • En caso de despido objetivo el importe de la indemnización que se debe entregar en el mismo momento.
  • Lugar, firmas de ambas partes y sello de la empresa.

Tipos de cartas de despido

Existen diferentes cartas de despidos que se relacionan de forma directa con los motivos que ocasionan el hecho.

Carta de despido por causas objetivas

Cuando se procede a despido de este tipo, las causas son independientes al accionar del empleado afectado. La aclaración de los motivos, así como las pruebas que lo justifiquen, son de gran importancia. Se trata de uno tipo de despido de los más difíciles de defender en tribunales.

Las causas más frecuentes son:

  • Económicas
  • Técnicas
  • Productivas
  • Organizativas
  • De fuerza mayor

En esta carta de despido específica corresponde incorporar el importe de la indemnización. La misma se calcula tomando 20 días por año trabajado. En los casos en que la empresa se encuentre en estado de insolvencia que le impida pagar en el momento, se debe dejar por escrito.

Carta de despido por causas disciplinarias

Estas razones se vinculan con faltas del empleado como el incumplimiento del horario, ausencias injustificadas, bajo rendimiento, etc. Cuando no se trata de un caso de máxima gravedad en el que se requiere una desvinculación inmediata, se procede con cartas de advertencias, sanciones y otras acciones reparadoras.

La carta de despido disciplinario debe contener lo especificado para las notificaciones formales con este fin. Es de gran importancia detallar, además de los motivos, las acciones previas que ha llevado adelante la empresa en pos de cambiar la actitud del empleado.

Carta de cese voluntario

Este cese de contrato laboral se da por voluntad del empleado sin sometimiento alguno. La carta es simplemente informativa y no es necesario expresar una causa concreta.

El contenido fundamental es la fecha a partir de la cual el empleado dejará de asistir a su puesto. En algunos casos es obligatorio un preaviso (que siempre es recomendable).

Otras obligaciones posibles según las circunstancias

El Estatuto General de los Trabajadores (art. 53) expresa obligaciones que pueden existir en base a causas y los empleados:

  • Abrir un expediente sancionador contradictorio: se realiza antes de entregar una carta de despido cuando así lo determina el convenio colectivo o el trabajador afectado es representante legal de los trabajadores o delegado sindical
  • Audiencia previa a delegados sindicales: si la empresa tiene conocimiento que el trabajador es afiliado a un sindicato

¿Se puede corregir una carta de despido una vez entregada?

Una empresa que ya comunicó por la vía formal el despido de un trabajador no puede anular el mismo.

Cuando el trabajador no ha presentado la carta en el servicio de mediación, se puede redactar una nueva carta. En esta se corrigen los errores, por ejemplo, de causas y la nueva fecha de fin de relación laboral.  Pero si el trabajador notificado de su despido ya ha presentado la misma en un servicio de mediación, se irá a un juicio, procedimiento de la jurisdicción laboral.

Importancia de la carta de despido

Las cartas de despido, por cualquiera de los motivos previstos por ley, son el medio de comunicación formal de la extinción de la relación laboral. Un requisito que no debe ser subestimado, pues forma parte de las principales pruebas en litigios laborales.

La claridad, la coherencia y la información que ofrece puede resultar determinante frente a un juez. Si necesitas redactar una carta de despido o has recibido una, te invitamos a rellenar nuestro formulario de contacto para que un profesional de tu zona analice tu caso y te asesore.

Contacta ya con tu abogado laboral

Rellena el cuestionario para que te ayudemos a encontrar a tu especialista en menos de 24 horas, de forma gratuita y sin compromiso. Solo compartiremos tus datos con nuestros abogados colaboradores (todos los campos son obligatorios).




Prioridad: