Excedencia voluntaria

Excedencia voluntaria

La excedencia voluntaria es una situación laboral en la que el contrato de trabajo queda suspendido a petición del empleado. Esto significa que mientras esté vigente no habrá obligación de prestar servicios ni de abonar salarios.

Esta situación se regula en el artículo 46 del Estatuto de los Trabajadores, que además contempla diferentes escenarios:

  • Excedencia voluntaria. Para solicitarla basta con que el trabajador tenga cierta antigüedad en la empresa y no haya pedido otra excedencia recientemente.
  • Excedencia para cuidado de hijos y otros familiares. Se trata de un supuesto especialmente protegido, donde el empleado tiene un catálogo de derechos superior.
  • Excedencia para el ejercicio de funciones sindicales. Asiste a los trabajadores que desempeñan ciertas funciones de representación de los trabajadores.

A continuación estudiamos los diferentes tipos de excedencias voluntarias, así como sus requisitos y efectos jurídicos.

Contacta ya con tu abogado laboral

Rellena el cuestionario para que te ayudemos a encontrar a tu especialista en menos de 24 horas, de forma gratuita y sin compromiso. Solo compartiremos tus datos con nuestros abogados colaboradores (todos los campos son obligatorios).




Prioridad:



En qué consiste la excedencia voluntaria

Como decimos, la excedencia voluntaria se caracteriza por suspender las obligaciones principales del contrato de trabajo. Esto implica que durante su vigencia el empleado no tendrá que trabajar, mientras que el empleador no tendrá que abonar salarios.

Este tipo de excedencia se diferencia de la forzosa en que se inicia a solicitud del trabajador. Los requisitos que autorizan a solicitarla varían dependiendo de la causa en la que se base.

Así, la excedencia voluntaria genérica requiere:

  • Que el trabajador cuente con una antigüedad mínima en la empresa de un año.
  • Y que no haya solicitado otra excedencia voluntaria en los últimos cuatro años.

Siempre que el trabajador cumpla estas condiciones podrá solicitar su excedencia por un plazo de entre cuatro meses y cinco años.

Ante estas situaciones, el trabajador excedente cuenta con un derecho de reingreso preferente a vacantes de igual o similar categoría a la suya.

Esto significa que el empleado en excedencia voluntaria no conserva su puesto de trabajo. Sin embargo, una vez comunique a la empresa que desea reincorporarse, esta deberá contratarlo de nuevo siempre que existan vacantes adecuadas.

En caso de que la empresa deniegue la reincorporación, el trabajador podrá presentar una demanda por despido. Si existiera una vacante adecuada y la empresa se hubiera negado a readmitir al trabajador excedente injustificadamente, esta demanda concluirá:

  • Con la calificación del despido como improcedente. En este caso, la empresa deberá optar entre abonar al trabajador la indemnización por despido improcedente o readmitirlo en la empresa pagándole los salarios de tramitación. Si el empleado excedente era un representante legal de los trabajadores, tal opción le corresponderá a él.
  • Con la calificación del despido como nulo. En este caso deberá producirse la inmediata readmisión del trabajador excedente. Por supuesto, la empresa deberá pagar los salarios de tramitación computados desde el día en que denegara injustamente su readmisión. Además, el trabajador podría reclamar una indemnización por daños y perjuicios, incluyendo los morales.

Modo de solicitar la readmisión

Para que se respete el derecho a readmisión preferente tras el disfrute de una excedencia voluntaria es fundamental que el trabajador solicite su readmisión en tiempo y forma

Estos requisitos pueden estar contemplados en el propio contrato de trabajo o en los instrumentos de negociación colectiva. En caso contrario, lo mejor será que el trabajador solicite su readmisión con un mes de antelación, repitiendo periódicamente su solicitud y pidiendo al empresario que le avise cuando aparezca una vacante adecuada.

En caso de que no solicite de este modo su readmisión, el empresario podría denegarla. Además, cuando el trabajador no solicite en absoluto el reingreso en la empresa se considerará que cursa baja voluntaria, perdiendo sus derechos de readmisión preferente, indemnización por despido y prestación por desempleo.

Cabe señalar que lo mismo ocurrirá siempre que el empresario le ofrezca un puesto de trabajo adecuado y el trabajador lo rechace. Por eso es importante recordar que el derecho del empleado excedente no es a recuperar su puesto de trabajo, sino uno similar.

Guía para impugnar el despido disciplinario
Puedes impugnar tu despido disciplinario con la ayuda de un letrado especializado. Contacta con nosotros para que te presentemos a tres laboralistas con experiencia en este tipo de despidos.

Modalidades especiales de la excedencia voluntaria

Como ya hemos señalado, el art. 46 del Estatuto de los Trabajadores reconoce ciertas modalidades especiales de excedencia voluntaria. Para que el empleado pueda acceder a las mismas se deberán cumplir los requisitos de cada una de ellas.

En general, se trata de supuestos que incrementan los derechos laborales del trabajador excedente.

La excedencia voluntaria para el cuidado de hijos

Los trabajadores tienen derecho a solicitar una excedencia de hasta tres años para atender al cuidado de sus hijos. A estos efectos computan como hijos los biológicos, los adoptivos y los acogidos a guarda para adopción o acogimiento permanente.

La excedencia voluntaria para el cuidado de otros familiares

El Estatuto de los Trabajadores reconoce también el derecho de solicitar una excedencia voluntaria para el cuidado de otros familiares. Estas excedencias tienen una duración máxima de dos años, y proceden cuando:

  • El familiar guarde un parentesco de hasta segundo grado de consanguinidad o afinidad.
  • Además, no pueda valerse por sí mismo por razones de edad, accidente, enfermedad o discapacidad.
  • Y, por último, no desempeñe actividad retribuida.

Elementos comunes a las excedencias para la atención de hijos y familiares

Cuando el trabajador se acoja a una excedencia voluntaria para atender al cuidado de hijos u otros familiares tendrá una serie de derechos adicionales:

  1. En este caso sí tendrá derecho a la reserva del puesto de trabajo durante el primer año de la excedencia. Posteriormente, su derecho pasará a ser de reingreso preferente, como se ha comentado antes.
    1. Pero si fuera familia numerosa este plazo se extenderá durante 15 meses (tipo general) o 18 meses (tipo especial).
  2. La excedencia podrá disfrutarse de forma fraccionada. Además, se trata de un derecho individual, por lo que el mismo causante podría originar este derecho en varios trabajadores de la empresa.
    1. Sin embargo, en estos casos el empresario podrá limitar su disfrute simultáneo, siempre que concurran razones justificadas de funcionamiento de la empresa.
  3. Por otro lado, la duración de esta excedencia computa a efectos de determinar la antigüedad del trabajador en la empresa. Además tendrá derecho a participar en acciones formativas, así como a cotizar durante este período.
  4. Por último, el trabajador excedente quedará blindado frente al despido objetivo. Conforme determina el artículo 53 del Estatuto de los Trabajadores, este tipo de despidos son nulos cuando el empleado se encuentra en estos supuestos de suspensión, desde el momento de su solicitud.
Abogado laboralista en Madrid
¿Necesitas un abogado laboral en Madrid? Encuéntralo gratis por medio de nuestro formulario

La excedencia voluntaria para el desempeño de labores sindicales

Los trabajadores que desarrollen funciones sindicales de ámbito provincial o superior pueden solicitar este tipo de excedencia durante la vigencia de su cargo.

Virtuamente, su única ventaja es que esta excedencia no computaría a la hora de solicitar una voluntaria.

Materialmente, sin embargo, estas excedencias ofrecen una mayor protección al trabajador, ya que si posteriormente no fuera readmitido en la empresa podría impugnar su denegación por violación del derecho fundamental a sindicación.

Además, en caso de que se declare la improcedencia del despido, el trabajador podría optar por su propio reingreso o por cobrar la indemnización por despido improcedente.

Excedencias pactadas

Por último nos gustaría mencionar un supuesto no incluido en el art. 46 del Estatuto de los Trabajadores. Se trata de las excedencias pactadas, que son aquellas que empresario y trabajador convienen de mutuo acuerdo.

Nada impide que el trabajador disfrute de este tipo de suspensiones del contrato, que deberán regirse conforme a lo estipulado entre las partes.

Cuánto cuesta un juicio laboral
¿Cuánto cuesta un juicio laboral? ¿Cuánto tarda en resolverse? Disipamos tus dudas en nuestro artículo

Problemas legales relacionados con las excedencias voluntarias

No es infrecuente que el trabajador que vuelve de su excedencia voluntaria se encuentre con que no se le readmite en la empresa. Cabe recordar que solo en caso de que el objetivo de la excedencia sea cuidar a hijos y otros familiares existirá un derecho de reserva del puesto de trabajo (e, incluso en este caso, por período limitado).

De modo que nada impide al empresario modificar la estructura de la empresa para librarse de un empleado excedente.

Por eso, la mayoría de los problemas legales asociados a la excedencia voluntaria tienen que ver con el reingreso, momento en que el trabajador puede promover una demanda de despido si ve denegado su derecho.

También pueden surgir problemas a la hora de computar la antigüedad del trabajador, sus cotizaciones o los salarios de tramitación.

En todo caso, cuando un empleado se enfrenta a estas situaciones debería contratar a un abogado laboralista para restablecer sus derechos.

Si este es tu caso, te recomendamos que pruebes nuestro formulario. Rellénalo y en menos de 24 horas recibirás los presupuestos de dos abogados especializados en Derecho del Trabajo. Podrás comparar sus ofertas sin compromiso y contratar al letrado que más te interese.

Contacta ya con tu abogado laboral

Rellena el cuestionario para que te ayudemos a encontrar a tu especialista en menos de 24 horas, de forma gratuita y sin compromiso. Solo compartiremos tus datos con nuestros abogados colaboradores (todos los campos son obligatorios).




Prioridad: